Todo lo que debe de saber antes de comprar pasto artificial

A lo largo del mercado podemos encontrar diferentes tipos de pasto sintético, disponibles en diferentes calidades y durabilidad. Por ello, conviene tener bien claro cuál es el césped de calidad que nos interesa; determinar sus características técnicas con precisión puede suponer la diferencia entre que nos duren años o tan solo algunas semanas.

También es muy importante que integremos el césped artificial en el diseño.  Estos son algunos de los criterios que debemos considerar.

Consideraciones a tener en cuenta a la hora de comprar pasto sintético  

 Función  

Con base al uso que se le vaya a dar al pasto artificial, elegiremos un modelo u otro, y es que no es lo mismo utilizar el césped para crear una zona de jardín que no vaya a ser pisada, una cercana a la piscina, la zona donde jugarán nuestros hijos y mascotas o en dónde pongamos la barbacoa…

A lo largo del mercado podemos encontrar césped orientado para toda una serie de funciones.

Calidad  

Como ya hemos comentado, la duración del césped artificial dependerá de toda una serie de factores, en los que influirá:

La calidad de la base: Podemos elegir látex o bien polietileno (siendo esta opción la más recomendada).

La calidad del hilo: La podemos elegir en fibrilado o monofilamento (la más recomendada).

Espesor de las cerdas, la longitud y la forma del hilo: En este punto hay que hacer una consideración y es extremar la precaución con los productos que sean muy finos o sedosos y es que, cuanto más delicado sea el material, menos durará.

Densidad del hilo: Se calcula la densidad del hilo por cada metro cuadrado.

Cantidad del material de relleno: Este material puede ser de arena de sílice blanca, coloreada, de caucho SBR, de geofill, sustrato natural, etc.

Coste  

El coste del césped artificial es superior al coste del césped natural… sin embargo, con el paso del tiempo ahorraremos dinero con la primera opción porque economizaremos tanto en agua, abono, tiempo, cuidados, así como en preocupaciones.

En el caso de que el precio sea un problema, ten en cuenta que algunas empresas nos ofrecen financiación, por lo que podemos pagarlo sin darnos ni cuenta.

Instalación  

Por último, pero no menos importante, hay que evaluar la instalación. Esta es rápida y muy sencilla; sin embargo, si la superficie no es homogénea la tendremos que igualar.

Lo primero que se hace es preparar el terreno para colocar después una caja de drenaje y una de geotextil. Entonces se agregan los rollos de césped artificial, se rellena con arena (u otro material) y se hace un cepillado de las fibras.

El mantenimiento del césped artificial es mínimo, aunque habrá que llevar algunos cuidados con él.

En resumidas cuentas, esto es todo lo que debes saber sobre el césped artificial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.